Autenticas del Perú

  • nuestra en Entel

Inspírate

Temporada Libra: somos vínculo

por Auténticas

Junto al Equinoccio de Libra comenzó el Otoño en el Norte y la Primavera en el Sur, abriendo una nueva Temporada. El Sol transita ahora por el signo de Libra, y desde allí nos irradia luz para cultivar la Conciencia Vincular, estimulando la integración del Yo con el Otro y el Cosmos.

Cada vez que vivimos el Equinoccio de Septiembre, entra el Sol en Libra, en el Hemisferio Norte comienza el Otoño, en el Hemisferio Sur la Primavera, y todos juntos damos inicio una nueva Temporada.

Este tiempo es para gestar un nuevo proceso de desarrollo, cultivando la Conciencia de la integración armónica del Yo, el Otro y el Cosmos, que es lo único que puede crear Paz, tanto en la esfera individual como transpersonal y mundial.

Libra es la energía del Zodíaco que nos invita a observar el mundo desde una mirada integradora, crear de a dos, compartir, dar y recibir, y percibir la belleza de la cooperación y la colaboración en todas sus formas. Así, Libra es un nivel de Conciencia que nos lleva a vivenciar la identidad en la dualidad, comprendiendo a la pareja y las asociaciones como interacciones sociales que nos complementan.

Por eso, la energía de la Temporada Libra nos mueve hacia la apreciación de puntos de vista opuestos, el acuerdo, la tolerancia, la liviandad de la diplomacia, la sociabilidad, la búsqueda de armonía consciente, la elegancia y refinamiento que engendra la armonía en todas las cosas, la búsqueda del equilibrio, el contacto simultáneo del Yo y el Otro, y la tendencia natural que nos hace fluir hacia el balance.
El Tránsito del Sol en Libra y la Conciencia Vincular
El Ser Humano es un ser social por naturaleza, y por eso necesitamos relacionarnos con otros para vivir. En este sentido, el signo de Libra dentro del Zodíaco abre el tercer cuadrante, el cuadrante social, y su arquetipo nos trae la dimensión social de nuestra naturaleza.

Sin embargo, para comprender que además de un Yo también Somos Vínculo, necesitamos observar que toda relación nace desde la concepción individual, es decir, cualquier tipo de vínculo es una proyección de la relación que construimos con nosotros mismos.

Por eso, si queremos construir relaciones sanas con aquellos que nos acompañan en un momento determinado, es importante aprender a balancear nuestro adentro con nuestro afuera, el abrazo al Yo y el abrazo al Otro.

Dicho de otra manera, el amor a nosotros mismos está inseparablemente ligado al amor de cualquier otro Ser, y la integración con el Otro nos permite construir una nueva totalidad : el Nosotros.
En este sentido, Libra nos atrae con el gran misterio del Nosotros, y por eso mismo muchas veces esta energía nos lleva a centrarnos primero en el Otro, o en la relación misma, y sin darnos cuenta soltamos nuestro centro individual.

Lo que quiero decir con esto, es que para equilibrar la balanza relacional, es importante que durante esta Temporada Libra presentemos especial atención en cultivar la Conciencia Vincular sin soltar nuestra individuación, nuestro centro personal, nuestro abrazo al Yo, para así poder relacionarnos con los demás en armonía y liviandad, sin dependencias ni apegos, sino honrando la naturaleza social del ser humano que también necesita a los otros para conocerse en la dimensión vincular.
Libra y el Otro
La Temporada Libra es un tiempo para cultivar la Conciencia Vincular, comprendiendo que naturalmente los seres humanos necesitamos integrar nuestro Yo con el Otro para formar un Nosotros.

Por eso, este ciclo nos invita a observarnos en nuestras relaciones. Observar cómo fluye nuestro amor personal en la relación con el Otro. Así, la Temporada Libra es un tiempo para alimentar la integración de lo interno con lo externo, el encuentro con lo opuesto y complementario -con lo Otro- sin soltar el propio centro.

Cada uno ve la realidad según la interpreta o considera, según su mirada, su enfoque, su lente. Reconocer que somos todos diferentes en la manera en que percibimos el mundo es muy importante al entablar una relación con otra persona, una conversación, diálogo, o cualquier tipo de vínculo, porque nos permite abrir el propio corazón a la integración de lo nuevo, bajo la aceptación de lo diferente y complementario.

Somos todos diferentes, y observamos el mundo desde nuestra mirada particular. Nuestro paisaje interno de intuiciones, sensaciones, pensamientos y emociones, diseñan conjuntamente el observador que somos. Nuestras interpretaciones son nuestras, y el otro observa desde su enfoque individual. Por eso, aceptar esta diferencia básica es ya comenzar a aceptar al otro desde esta diversidad esencial.

Recuerda: la energía de Libra se sintetiza en el concepto Yin-Yang, es decir, en la integración de los opuestos complementarios como vía hacia la construcción de una nueva totalidad.Es tiempo de integrar lo nuevo con plena conciencia de que la apertura hacia el Otro es permitir gestar la colaboración de dos almas para crear una nueva belleza.

◈LA CLAVE ◈ Aprender a escuchar. Escuchar no para responder. Escuchar para recibir al Otro, abrazar la mirada del otro, comprendiendo y respetando la diferencia esencial que nos distingue como seres humanos. Esa diferencia es riqueza. Eso es Amor al Otro.

Déjanos tu comentario!
Auténticas
Auténticas